Seleccionar página

¿Qué es el marketing educativo?

Si hablamos de marketing educativo, hay que decir que se trata de una rama del marketing empleada por todo tipo de centros educativos para atraer sus clientes potenciales, ya sean los padres o los propios alumnos. Esta disciplina desarrolla una serie de estrategias destinadas a captar la atención de su público objetivo para mostrarles lo ventajoso que resulta cursar estudios en dicho centro.

El Marketing Educativo consta de la creación de estrategias para servicios educativos, que van desde la creación del servicio, que vaya acorde de lo que las personas necesitan y buscan para poder lograr un valor percibido alto; el poder comunicar adecuadamente el mensaje a tu audiencia para lograr empatizar con ellos; y finalmente, el lograr crear relaciones con las personas (todos tus alumnos, padres de familia, y maestros).

Cada vez es más difícil captar alumnos para colegios, universidades, Masters, etc. De hecho, hay varias las circunstancias que refuerzan la importancia del marketing educativo para lograr que un centro de formación logre conquistar a su público.

En la etapa de educación infantil, la baja natalidad hace que sea necesario captar alumnos para los colegios. Hay que “luchar” para que las familias elijan nuestro centro y no otro: las aulas ya no se llenan de forma casi automática, como sucedía hace 50 años.

El Marketing Educativo surge por varios factores:

  1. La crisis económica hizo que colegios privados y concertados tuviesen en cuenta el trabajo de marketing y comunicación para acercar su propuesta a la sociedad.
  2. La reducción de alumnos al bajar la tasa de natalidad.
  3. La competencia entre centros escolares y las propuestas que gestiona cada uno de ellos.

Estas cuestiones propiciaron que los centros se planteasen la necesidad de poner de manifiesto lo que acontece en cada uno de ellos y los beneficios que pueden tener los alumnos que asisten.

Los ciclos formativos superiores registran una notable digitalización y globalización, por lo que las técnicas de atracción del alumnado deben estar a la altura de este panorama. La creciente oferta educativa ha creado, en fin, un escenario mucho más complejo y competitivo en el que resulta muy difícil destacar.

Así las cosas, se confirman los datos arrojados por el estudio Edu Trends 2016 hecho por Rock Content. En el mismo se afirmaba que el 65 % de los Centros Educativos invierten en marketing offline y más del 81 % lo hacen en marketing digital. En ambos, el retorno de la inversión (ROI) era altamente positivo (casi un 70% en el offline y más de un 80% en el online). 

En definitiva, está claro que el marketing educativo juega un papel fundamental a la hora de llenar las aulas de alumnos. Conocer cuál es nuestra propuesta de valor y qué tipo de alumnos son nuestro buyer persona son las claves para desarrollar una estrategia exitosa.

Características del marketing educativo

Las características del marketing educativo son:

  • Tener una buena planificación así como acciones y estrategias para mostrar el trabajo y las señas de identidad de los colegios. En este aspecto, el colegio debe enseñar en qué destaca y cuales son sus fortalezas educativas. Por ejemplo, si es un colegio religioso, puede anunciarse en periódicos de este sector, hacer actividades que se muestren más dentro de su ideario, y acercarse a grupos que quieran que sus descendientes reciban esta clase de formación.
  • Darse cuenta de cuáles son las necesidades del alumnado y de los padres y madres, e identificarlas, fijándose en los grupos de interés para el centro educativo. Esto afecta la realización de un trabajo de campo de investigación del tipo de alumno que asiste al colegio, sus características particulares, y sus necesidades específicas, y así se elaborar una estrategia para cubrir esas necesidades.
  • Mejorar el posicionamiento frente a centros de la competencia mediante un proyecto educativo diferenciado y dentro de los marcos de innovación educativa que demanda la sociedad actual así como el mercado. Para ello se realiza un trabajo de investigación de centros educativos de la competencia que será útil para conocer los proyectos educativos que realizan y así potenciar el propio, a través de un plan de marketing educativo.
  • En primer lugar mantener y a su vez aumentar la captación de alumnos. Uno de los objetivos fundamentales es que haya un aumento constante de alumnado, aún más cuando son centros educativos son privados o concertados. Por esta razón, el marketing educativo tendrá como objetivo primordial este aumento de alumnado a través una metodología que implementará el centro, a través de diferentes acciones basadas en la comunicación tanto interna como externa.
  • Lograr un contacto más directo con las familias del alumnado. Para saber las necesidades de los alumnos y las familias, el centro puede establecer un contacto más cercano para saber sus opiniones, reacciones, gustos y deseos.
  • Mejorar el grado de satisfacción entre las familias. Los testimonios positivos de las familias son muy importantes, diríamos fundamentales para aumentar la captación de alumnos y dar a conocer nuestro colegio.

TAMBIÉN TE PUEDEN INTERESAR ESTOS ARTÍCULOS:

Abrir chat